Cerdo ecológico

Comprar carne de cerdo ecológico es una elección ganadora. Se puede preparar en infinidad de platos de diario y también en fechas especiales. Además, al ser orgánico te aseguras de que el animal ha vivido bien. Elige tu corte y te la llevamos a casa.

.

¿Por qué comprar carne de cerdo ecológico?

Los 30 millones de cerdos de la industria ganadera convencional viven principalmente en establos con espacios muy reducidos, con poca luz y ventilación, sobre un suelo enrejado o de hormigón.

Se les inyecta gran cantidad de antibióticos y medicamentos, se mueven muy poco y son cebados para que crezcan lo más rápido posible.

Si esa imagen te preocupa e incomoda, te alegrará saber que hay una alternativa ética y responsable.

.

Las condiciones del cerdo ecológico

En la ganadería porcina ecológica, los cerdos viven:

  • Con espacio para moverse

Los cerdos ecológicos no están estabulados y encerrados. Tienen un espacio exterior en el que pueden moverse, corretear y buscar comida, además de una nave para refugiarse.

  • Alimentados con comida ecológica

Para ser considerado ecológico, el cerdo debe alimentarse de cereales, pasto, legumbres, etc., que sean de producción natural y orgánica. Esta agricultura no utiliza abonos ni pesticidas sintéticos.

  • Sin medicación

Solo se les administra una dosis de antibiótico. En caso de enfermedad, se les trata con remedios naturales.

Estos animales enferman menos porque no están hacinados, lo que reduce las epidemias y los contagios.

  • No son forzados

El cerdo de establo se ceba y alcanza el peso de sacrificio antes. El cerdo ecológico crece y gana peso más despacio. Es decir, viven más años antes de llegar al peso de sacrificio.

  • No son mutilados

Al cerdo convencional se le extirpa el rabo. Eso no se hace con el ecológico.

  • Son explotaciones más pequeñas

En general, el tamaño de estas granjas es menor.

Por lo tanto, se producen menos cantidades de purines y se emiten menos gases de efecto invernadero.

.

¿Qué propiedades tiene el cerdo ecológico?

La alimentación del animal, su forma de crecimiento y su edad influyen en el sabor y la textura de la carne.

Como ya hemos mencionado, el cerdo ecológico crece más despacio. Su carne tiene más tiempo para desarrollar más infiltraciones de grasa entre el músculo (y no tanta grasa en forma de tocino), lo que le da mejor gusto.

La textura también es más agradable. Por un lado, han caminado más y su músculo está más desarrollado, más fuerte. Por otro, la grasa lo enternece.

Entre las propiedades de la carne de cerdo ecológico destaca, por supuesto, la gran cantidad de proteína de algo valor biológico. Es rica en vitaminas del grupo B, fundamentales para mantener la salud de los tejidos del cuerpo.

Los oligoelementos como el hierro, magnesio, fósforo, zinc y potasio nos ayudan en la regulación del metabolismo, el funcionamiento del músculo y el sistema nervioso.

Como ves, es una carne saludable y agradable. Además, comprar carne de cerdo ecológico online es una garantía de éxito porque puedes cocinarla de mil maneras distintas. ¿Cómo te apetece hoy?

.